english espanol francais deutsch italiano portugues


fundadordecafh

space

santiagobovisio space
 
 

Página Inicial

Biografía

Enseñanzas

Cafh Hoy

 

space
<  3  > 

Desde 1948 hasta 1962 Don Santiago trabajó para establecer las bases de lo que es Cafh al día de hoy: una organización espiritual con un Reglamento, un Método de Vida y un Ceremonial que le da a sus miembros los medios para trabajar espiritualmente y desenvolver sus estados de conciencia. Los miembros de Cafh se reúnen semanalmente en pequeños grupos para estudiar, meditar, dialogar y profundizar en la vida spiritual.

Don Santiago fundó grupos de Cafh en Argentina, Brasil, Chile y Venezuela. Durante su vida, Cafh dejó de ser una orden secreta: él abrió Comunidades y casas de Retiro, creó instituciones y obras patrocinadas por Cafh que hicieron explicita su existencia. Más aún, Don Santiago enseñó a los miembros de Cafh la necesidad de brindar el Mensaje de Renuncia a la sociedad y de poner Cafh a disposición de todos aquellos que desearan desenvolverse espiritualmente. Don Santiago transmitió la enseñanza a través de una amplia variedad de escritos así como a través de Mensajes presentados cada año en la asamblea anual de Cafh.

Si bien Don Santiago fundó Cafh inspirado en la tradición de las órdenes esotéricas europeas, desde el primer momento insistió–y en 1937 lo escribió en el curso Desenvolvimiento Espiritual– que la humanidad estaba entrando en una nueva era, que grandes cambios ocurrirían en la sociedad y que se descubrirían posibilidades jamás soñadas. Con esta visión y el trabajo interior ya realizado por los miembros de Cafh, en el Mensaje de 1956 Don Santiago amplió el rumbo del camino místico–hasta entonces un camino de introspección y oración–hacia un enfoque más expansivo: un camino que abraza a la sociedad y la condición humana. Don Santiago enseñó que la Participación con todas las almas es la esencia del amor.
 
 
santiagobovisiofundadordecafh
 
El Mensaje de 1957 estimuló a los miembros de Cafh a realizar y transmitir la idea de la Renuncia e hizo más explícito el significado de la Participación, explicando sus dos aspectos: Participar es compartir con otros la riqueza espiritual que descubrimos a través de nuestra comprensión y experiencias. Participación también significa aprender de lo que encontramos bueno y aplicable en las nuevas ideas, y aprender de los descubrimientos que aparecen en la sociedad.

El Mensaje de 1960 contextualizó la Mística del Corazón, diciendo que teníamos que sostenerla sobre una base rigurosa de conocimiento, para poder evaluar nuestras experiencias interiores y nuestras creencias con mayor claridad, ya que la evaluación que podríamos hacer, basándonos sólo en nuestras experiencias subjetivas, tiende a priorizar nuestras impresiones de percepción por sobre los hechos tal como ocurrieron.


1  |  2  |  3  | 
página siguiente
 


cafhorder

© 2008-2017 Cafh. Todos los derechos reservados.
Cafh® es marca registrada.